sábado, mayo 25, 2024

Rey Carlos se somete a cirugía de próstata a causa de un tumor

A causa de esta cirugía el rey va a tener que posponer sus deberes durante un tiempo para que pueda recuperarse apropiadamente.

El rey Carlos III de Inglaterra tendría que quedarse en reposo por más tiempo al que inicialmente estaba previsto, luego de someterse a la cirugía por un tumor benigno en la próstata, que será esta semana, aunque no se conocen mayores detalles.

En un comunicado, el palacio de Buckingham informó que los compromisos públicos del rey se pospondrían “durante un breve periodo de recuperación”, sin añadir mayores detalles.

Pero se explica que, según especialistas que consultó, los cuidados postoperativos de esa cirugía toman un tiempo determinado, y no uno “breve”, para que el paciente, en este caso el rey, tenga una recuperación normal y sin complicaciones.

Es decir, que el reposo en cama que deberá tomar el monarca británico podría tomar un tiempo considerable, lo que podría atrasar su retorno a sus obligaciones.

Este jueves, el monarca británico fue visto regresando a Londres antes de la operación. El rey, de 75 años, había estado descansando en Sandringham, Norfolk, tras cancelar sus compromisos públicos.

Cabe apuntar que el Palacio de Buckingham no ha proporcionado detalles de la cirugía, solo confirmó que se llevará a cabo esta semana.

Lo cierto es que la salud del rey Carlos está generando preocupación, aunque la familia británica insiste en que está bien. Así lo dijo, por ejemplo, la reina Camila sobre el tratamiento de próstata al que se someterá el rey británico. “Está bien, deseando volver al trabajo”, dijo la reina.

Carlos III accedió al trono británico el 8 de septiembre de 2022 tras la muerte de su madre, la reina Isabel II, y fue coronado en la Abadía de Westminster en mayo del año pasado.

La intervención del rey se conoció después de que el palacio de Kensington informó la semana pasada que la princesa de Gales, Kate, esposa del príncipe William -heredero de la Corona británica-, permanece hospitalizada en una clínica de Londres tras una cirugía de abdomen, de la que no se aportaron detalles.  

Sobre Kate, sí se anticipaba un reposo largo. Según se ha conocido, estará ingresada entre 10 y 14 días antes de poder regresar a su domicilio en Windsor, donde proseguirá su recuperación.

Algunas versiones de prensa local señalan incluso que será muy difícil que se pueda reincorporar a sus compromisos oficiales antes de Semana Santa.

Artículos relacionados

Últimas Noticias